Flan helado vegano con piñones y caramelo

Flan helado vegano

 

¡Hola Veggies! Arrancamos de nuevo después de unos días de desconexión. Hoy os traigo un postre de flan helado vegano con piñones y caramelo, un deleite para nuestro paladar por su textura cremosa y contrastes en boca, qué es una delicia. Un capricho dulce, fácil e ideal para cualquier época del año. Sin embargo, a pocos días de concluir el verano, me apetecía presentaros una nueva receta de helado veggie. 😉

Os quería presentar un postre helado qué fuera diferente, de esta manera dándole vueltas a la cabeza, no he podido resistirme y  he querido veganizar el típico flan helado de piñones y caramelo, ¡me encanta! Tenía que probar a ver si conseguía la textura y el sabor del comercial… ¡Y lo conseguí! No puedo estar más feliz de haber hecho una replica casi exacta pero mucho más saludable y libre de sufrimiento animal. 🙂

Espero que os guste 


Flan helado vegano

INGREDIENTES: 9 Unidades

  • 250 ml de nata de avena para cocinar
  • 200 gr de anacardos ( Poner en remojo la noche anterior)
  • 400 ml de leche de coco ( Utilizaremos la parte espesa de arriba)
  • 1 cucharadita de cúrcuma
  • 2 puñados de piñones
  • 3 cucharadas de azúcar vainillado
  • 4 cucharadas de sirope de agave
  • Sirope de caramelo

PREPARACIÓN:

  • En un procesador agregaremos los anacardos ( previamente remojados la noche anterior); uno de los dos puñados de piñones; el azúcar vainillado; el sirope de agave y, por último, la nata de avena. Lo procesaremos un par de minutos hasta conseguir una crema homogenea. Reservaremos.
  • Separaremos la parte espesa de la leche de coco y la batiremos hasta conseguir que se haga nata. Reservaremos.
  • Una vez tengamos la crema, le añadiremos la cúrcuma (como colorante); los piñones y la nata de coco. Volveremos a procesar hasta que todos los ingredientes se hayan integrado completamente.
  • En vasos de plástico o bien flaneras iremos repartiendo el puñado de piñones restantes y el sirope de caramelo, hasta cubrir totalmente los piñones. A continuación, verteremos la crema hasta llenar completamente el molde escogido.
  • Finalmente, llevaremos los flanes al congelador y los dejaremos de 4 a 5 horas.
  • Para servirlos, los sacaremos un par de minutos antes y, con la ayuda de una tijera, recortaremos el molde para poder desmoldarlos correctamente.

Et voilà! Bon Appétit 

IMPRIMIR

Deja un comentario